El día del Padre


Pues esta mañana era especial. Mucho sol a primera hora sobre las 8 y pensé que el día tenía algo diferente sin acordarme.
A medida que pasaban las horas, una sensación de bienestar y se iban sucediendo una serie de hechos a mi alrededor que me produjeron felicidad.

Cuando Sara me dijo: Hola papa, felicidades me sentí el hombre más feliz del mundo.
Luego con Laura comentamos mi PAC de Mates en la Universidad y ella sus 4 controles de esta semana.

El día de hoy fué hermoso y ojalá se pueda repetir a menudo.

Ahora me voy a dormir que es tarde.

Hasta mañana a todos.